VIDEO CON LISA NATOLI

 


DÍA 11 AUDIO EN ESPAÑOL


LA GRAN PARADOJA DE LA VIDA: El Universo no te puede dar nada nuevo hasta que estés agradecido y feliz con el lugar donde te encuentras ahora mismo.


 

Es una aparente paradoja porque quieres cambiar, ¡pero el cambio no puede venir hasta que ya no quieres cambiar!

¡Destorníllate la cabeza con esto!

Tienes que amar donde estás ahora, ver todo desde una nueva perspectiva y ser agradecido por todo, darte cuenta de que tienes todo y no quieres tener nada… y hasta entonces se produce el cambio.

Este es el consejo que me fue dado por mi buena amiga Greta hace varios años cuando me disgustaba mi vida.

Más exactamente, yo era ciega a mi vida.

Yo era ciega al amor que estaba a mi alrededor.

Yo no era consciente de cómo eran las cosas de increíbles realmente, impresionantes y hermosas.

Lo tenía todo y pensé que no tenía nada.

Así es de deformado el sistema de pensamiento basado en el miedo – que te hace creer que te veas privado y carente cuando estás rodeado al máximo de abundancia.

No podía ver porque mis resentimientos y constantes quejas me bloqueaban ver lo que realmente estaba ahí para mí – una vida increíble y preciosa que me encanta.

Hoy en el video, cuento la historia de cómo he transformado mi vida de la pobreza a la de abundancia en unas pocas horas, con nada más que una determinación para ver de forma diferente y algunos productos de limpieza.

He estado enamorada de mi vida desde entonces.

 


Ahora es tu turno para enamorarte de tu vida.


 

 


EJERCICIO/PRÁCTICA DEL DÍA:

  1. Mira el video del Día 11 (o escucha el audio, o lee la transcripción).

  1. Enamórate de tu vida.

  1. Sé feliz y agradecido en donde te encuentres en este momento, sin necesidad de cambiar nada externo.

 


Si has encontrado que este programa ha sido de valor para tu vida, siéntete en libertad para contribuir con una donación, esto permitirá que el programa se pueda seguir ofreciendo gratuitamente.
Quiero Donar

 

Únete a Nuestro Grupo de Facebook

 

TRANSCRIPCIÓN DE VIDEO/AUDIO:

Día 11: Amo a mi vida

Hola soy Lisa. ¡Bienvenido! Este es el día 11 y el tema de hoy es, “Me encanta mi vida”.

Así que lo que estamos haciendo por 40 días es que estamos prestando mucha atención a los pensamientos, sentimientos, emociones, palabras y tomando una decisión deliberada para cambiarlos.

Ayer por la noche cuando ya iba a la cama, estaba pensando que dos veces les he dicho lo incómoda que me pongo frente a una cámara de vídeo y que no me gusta hacerlo, pero lo hago de todos modos. Cuando estaba en la cama yo pensaba, “¡Oh, esa es otra historia!” Y me estoy viendo a mí misma como un halcón, estoy en mis 40 días. Me doy cuenta de que lo dije dos veces, pero creo que lo hago todos los días y eso es sólo una creencia. No me sirve y no te sirve a ti, yo me sentí muy agradecida de que lo identifiqué.

Vi que necesito entrar en un espacio diferente donde me encante estar delante de la cámara y descubrí que es el espacio donde realmente me gusta estar, frente a la cámara. Me encanta estar aquí con ustedes, me encanta que este mensaje se envíe al mundo y me encanta que lo estés viendo. Me encanta que estés tomando estas ideas, que las estés utilizando, que se está viendo un cambio en tu vida y me he levantado esta mañana en un espacio totalmente diferente.

Me di cuenta, “Oh, no puedo esperar, venir aquí y sentarme delante de la cámara y estar contigo”. Y esa es la inmediatez del milagro, en donde estás localizando los pensamientos, las creencias y las historias; eres el que los captura, están en tu consciencia ahora, no están enterrados más, no están manejando el programa ni controlándote más. No puedes hacer nada acerca de ellos mientras estén enterrados, pero tan pronto como estén frente a ti y están ahí mismo, en tu consciencia, puedes decir: “Está bien, suficiente con eso. Los estoy dejando ir”.

Así que pensé bien, quiero usar esto realmente como un ejemplo para el presente y también quiero compartir una historia que sucedió hace años. Yo estaba viviendo en lo que consideraba un espacio de vida de porquería, que era un viejo motel que se estaba desmoronando y me quejaba de lo mismo todo el tiempo, quería vivir en un lugar diferente. Sentía que no podía hacer nada, que tenía muy poco dinero, carencia y resentimientos en una mano y en la otra. Si estás en un espacio que deseas que tu vida sea diferente, estás en el sistema de pensamiento del miedo y obtienes todo lo que hay en ese sistema de pensamiento, y por lo tanto es probable que esté en un espacio de falta.

Una amiga mía, Greta, un día sólo dijo: “¡Basta ya de esa manera tuya de expresarte!”, Dijo, “¡Estoy cansada de escucharte quejarte de este lugar! El Universo no puede darte nada nuevo hasta que estés totalmente enamorada con el espacio donde te encuentras y estés agradecida por todo y no desees nada más”. Y la oí, la oí cuando ella me lo dijo, estoy agradecida por las personas en mi vida que no dejaron que me quedara en la carencia, limitación y en ser una víctima.

Lo que hice fue que me llevé todo el dinero que tenía, que eran unos 25 o 30 dólares; fui a la tienda, compré artículos de limpieza y pensé, “Bueno, esto es el final de mis quejas, este es el fin de ser una víctima, voy a enamorarme de este lugar”. Y no se trata de fingir, en realidad se tienen que encontrar verdaderas razones que te gusten en tu vida. Así que volví y me pasé todo el día limpiando y mientras limpiaba encontré cosas maravillosas.

Antes pensaba que era sólo una pequeña habitación y lo que vi, fue que era como si hubiera estado ciega todo este tiempo, tenía esta enorme ventana que ocupaba casi toda una pared. La habitación estaba totalmente soleada todo el día y yo tenía un escritorio que me gustaba, mi computadora donde escribía cada mañana, y escribí allí mi primer libro “Magnífico Para Dios”.

Amé mi cama, amé mis gatos, amé mi cafetera, amé mi bañera. De repente estaba en este espacio de ver la habitación diferente y nada externo había cambiado. Era la misma habitación en la que había estado viviendo todos esos años, pero yo cambié, y eso es de lo que Un Curso de Milagros se trata. Se trata de estar en el espacio donde te encuentras y veas todo de otra manera, no querer cambiar nada externo.

Sientes, sientes el entusiasmo, la alegría y el agradecimiento de sólo ver lo que no se podía ver antes. Vi a todos los amigos que estaban en mi vida, todo el apoyo, el amor y el cuidado, sólo estaba ciega a todo y de repente lo vi y me di cuenta, “Oh mi Dios, ¡tengo todo! ¡Pensé que no tenía nada y tengo todo!” ¿Qué pasó en un período muy corto de tiempo? Como de un mes… recibí una llamada de un amigo que había visto un anuncio para una persona que estaba buscando alguien para un empleo y ella dijo, “Tu vas a ser perfecta para ello”.

Apliqué para el trabajo y lo conseguí, fue una experiencia increíble. Viví en esta casa enorme con diez acres con un lago, todo era pagado, recibía un salario y el espacio físico cambió. Pero sólo cambió porque estaba enamorada de donde estaba antes, era como si nada tuviera que cambiar y ésa es la paradoja, porque hay que dejar de querer que las cosas cambien para que se produzca el cambio.

Quiero que hoy te enamores de tu vida. Realmente quiero que acabes de ver las cosas de manera diferente y nada tiene que cambiar en absoluto. No necesitas tener un trabajo diferente o una relación diferente o un espacio de vida diferente, lo tienes todo. Y mientras te quejas, no se puede ver todo el amor que te rodea.

Lo que también te pido es recordar que en estos 40 días no estás arreglando a otras personas, no está ayudando a otras personas, éste es tu tiempo. Así que permanece en tu círculo, permanece en tu propio patio trasero, porque lo que el ego quiere hacer es centrarte en otras personas y esto te mantiene en ese espacio limitado de no permitir que con los bloques, el miedo y los obstáculos entres en tu propia conciencia y es sólo por 40 días.

Lo que vas a descubrir una vez que pases a través de esta transformación, ya que está ocurriendo en este momento en ti, es que vas a ayudar a mucha gente. Esto se debe a que la luz ahora está fluyendo a través de ti y la presencia de ti se convierte en una luz en este mundo y eso es lo que está ayudando a la gente. Pero normalmente, lo que ocurre desde el lugar del miedo es…..”Voy a tratar de ayudar y corregir a otras personas” y eso no es así.

Te estás dando el espacio ahora de someterte realmente al despertar donde se llega a conocer tu identidad como Amor y nada tiene que cambiar. Reconoces que tienes absolutamente todo y, de nuevo, ésta es una experiencia directa. Esto es lo que Un Curso de Milagros llama un “colapso de tiempo” donde se ve que el milagro no tiene tiempo; te has levantado esta mañana y tal vez no te gustó tu vida, lo que pensabas, “yo no estoy allí todavía. Es difícil, es difícil, todo es confuso”. Y eso son sólo historias.

Estás diciendo, “Bueno, suficiente con eso. No voy a permanecer en este espacio mental más. Estoy viviendo en un lugar de gratitud y yo estoy sosteniéndome a mí mismo en ese lugar para recordar quién soy”. Y encontrar verdaderas razones, no se trata de pretender o fingir, quiero encontrar verdaderas razones. Quiero ver cuánto amor está para ti, quiero que veas que lo tienes todo.

No hay nada que te lo impida. No hay nada que te impida estar plenamente vivo y estar completamente comprometido y totalmente presente en el espacio donde estás, eres Espíritu, eres totalmente ilimitado.

Quiero que te enamores de tu vida hoy y nos estamos moviendo en un nuevo espacio en el que ahora vamos a hacer esa conexión directa con la comunicación para comenzar a escuchar la voz de Dios. Así que tenemos que salir de nuestra antigua vida. No podemos seguir cualquiera de los pequeños trozos de pequeñez y duda, y todo se desvanecerá por sí solo. Todo lo que necesitas es un poco de buena voluntad… eso es todo lo que necesitas.

Todavía estamos descansando en Dios, todavía estamos descansando en ese lugar de confianza y entusiasmo simplemente para esta nueva aventura que se desarrolla. Así que gracias por estar aquí conmigo, por tomar este viaje conmigo. Te amo.

 

Grupo de Facebook